lunes, 2 de febrero de 2009

ENTORNO DIFÍCIL PARA EXPORTAR

En los últimos días fuentes periodísticas informaron sobre el cierre de una empresa dedicada a la exportación de sandía a Europa, porque por la crisis internacional, no hay garantía de que los consumidores paguen por la fruta. Aunado a la crisis financiera y la recesión económica, que merman la capacidad adquisitiva del consumidor, la empresa tuvo que subir los precios de la fruta debido al aumento del costo del flete y la producción.

El caso de esta empresa es considerado como ejemplo de la situación que enfrenta la agroexportación a Europa y Estados Unidos. Las autoridades comerciales panameñas reconocieron que la situación internacional está afectando también a Panamá, porque los bancos privados están restringiendo el crédito o endureciendo sus políticas de otorgamiento. (1)

Por otro lado, un 50% menos se ha sembrado de sandías y melones en la región de Azuero, debido a los problemas que confrontaron los productores con el financiamiento. Esta situación ha propiciado que la cosecha de melón apenas esté comenzando, mientras que la de sandía empieza un poco mas tarde. Para algunos, este año las exportaciones de estos productos tendrán un "bajón notable", toda vez que el año pasado sumaron unos 110 millones de dólares. Este descenso se dará por los problemas que tiene el país para exportar al continente europeo. (2)

Ante la aparente pérdida comercial del mercado europeo, los agroexportadores panameños fijan su mirada este año en los tubérculos. La exportación de ñame diamante, yuca, otoe y camote hacia el mercado europeo estadounidense podría dinamizar la actividad de forma satisfactoria. Durante el 2008 el país exportó a Estados Unidos y Europa unos 50 contenedores con dichos productos, y este año los agroexportadores esperan rebasar los 100 contenedores.
En Panamá se debería promover el cultivo de los tubérculos con mayor empuje, ya que es una "oportunidad real" para la exportación. El costo de producción de una hectárea de tubérculos ronda entre 1,500 dólares a 2,000 dólares, para un rendimiento aproximado de unos 300 quintales por hectárea.

La siembra y producción de cucurbitáceas para la exportación, como melón y sandía, bajó este año agrícola en un 40%, es decir, más de 2,000 hectáreas. La disminución se debe a que no hay apoyo de promoción y financiamiento por parte del Gobierno, además de que ahora se le suma la pérdida temporal de los aranceles preferenciales que le daba la Unión Europea a Panamá
Fuente:
La Prensa, 22 de enero de 2009.
Crítica, 30 de enero de 20019.
El Panamá América, 13 de enero de 2009.

CONTENIDO