viernes, 26 de octubre de 2007

OMC EVALÚA A PANAMÁ.


La Organización Mundial del Comercio (OMC) calificó de "liberal" el régimen de comercio de Panamá, durante la primera evaluación que hace al país desde su adhesión a la institución en 1997. Para el ministro de Comercio, Alejandro Ferrer, los 10 años en la OMC han permitido que Panamá dé un giro radical dejando resultados positivos como la reorientación de los sectores productivos, mayor competitividad y fortaleciendo la capacidad exportadora.


Sin embargo, la evaluación de la OMC incluyó críticas y recomendaciones para Panamá en el tema de los subsidios fiscales y el régimen arancelario. El organismo considera oportuno que Panamá haga una evaluación de los costos y beneficios de sus programas de subsidios, y que considere la conveniencia de su racionalización. El número y complejidad de los programas de incentivos en vigor suscitan preguntas sobre su eficacia como instrumento de desarrollo, especialmente en el contexto del recurrente déficit fiscal del sector público de Panamá", resalta el organismo que agrupa 151 países.


En el informe se deja plasmado que la producción de bienes ha necesitado la implementación de medidas de protección y asistencia, que en la mayoría de los casos ha resultado en una carga para los contribuyentes y consumidores.


.En el informe, la OMC llamó a que Panamá simplifique su estructura arancelaria. La estructura arancelaria es compleja, con 37 tipos arancelarios diferentes y muestra una fuerte progresividad arancelaria negativa entre la primera etapa de elaboración y los productos semielaborados", resalta. Esto y la racionalización de los subsidios fiscales, según la OMC, ayudarían a Panamá a aprovechar la base de su ventaja comparativa como proveedor de servicios internacionales, en particular de transporte a través del Canal, y a mantener la robustez del crecimiento económico logrado en años recientes.


Competitividad reducida. Para la OMC, las reformas realizadas recientemente parecen haber proporcionado a Panamá un marco jurídico relativamente desarrollado en el tema de la competencia. Pero el nivel de competencia parece ser reducido en sectores como los mercados agropecuarios, protegidos por altos niveles arancelarios, afirma el organismo que regula el comercio mundial. También considera que el sector manufacturero panameño tiene una baja productividad.


En el tema que Panamá sale bien librada es en el sector servicios. Los servicios internacionales (el Canal, la Zona Libre, los bancos, el transporte marítimo y el turismo) son competitivos a nivel mundial y constituyen el principal pilar de la economía panameña.

La orientaciòn de la economía de Panamá hacia los servicios convierte al país en centro internacional de actividades tales como el transporte marítimo, los servicios de distribución y la banca, según una nota dada a conocer por la Organización Mundial del Comercio (OMC). La OMC señala que, en cambio, varias actividades de producción agropecuaria y manufacturera reciben ayuda en forma de protección en frontera e incentivos fiscales, algunos de ellos supeditados a la exportación.


Según el informe, el emprender nuevas reformas, como la racionalización de los programas de asistencia y la simplificación del régimen comercial, especialmente la estructura arancelaria, ayudaría a Panamá a aprovechar la base de su ventaja comparativa como proveedor de servicios internacionales, en particular de transporte a través del Canal, y a mantener la robustez del crecimiento económico logrado en años recientes.


El informe de la OMC, junto con la exposición de políticas presentada por el gobierno de Panamá, sirve de base para el primer Examen de las Políticas Comerciales de Panamá por el Órgano de Examen de las Políticas Comerciales de la OMC, que tuvo lugar ayer y este 19 de septiembre de 2007.

No hay comentarios:

CONTENIDO